La tecnología LED es adecuada para todos los espacios, tanto interiores como exteriores, pero dentro de tu hogar hay espacios que necesitan una iluminación perfecta, como sucede en el baño. En estos lugares es donde se demuestra su principal ventaja: tiene la misma potencia luminosa que las bombillas incandescentes o los halógenos, aunque con un consumo mucho más reducido. La variedad de modelos existentes, con diferentes características, te lo puede poner difícil a la hora de escoger la iluminación para tu baño. Para hacértelo un poco más fácil, te explicamos los principales aspectos que debes tener en cuenta.

¡Escoje aquí en nuestra tienda online tus apliques para tu baño!

Apliques LED para baño

Protección IP en el baño

Cuando hablamos de la iluminación en exteriores o en zonas interiores como el baño, recordar siempre la importancia de la protección IP. Este factor indica cómo de protegidas están las luminarias frente a elementos sólidos, como el polvo, y líquidos. El cuarto de baño es un lugar especialmente húmedo, donde pueden producirse salpicaduras de agua y hay gran cantidad de vapor. Por estos motivos, para evitar riesgos es imprescindible tener en cuenta el grado de protección IP antes de elegir nuestras lámparas.

Dentro del baño, la normativa establece diferentes zonas, según estén más o menos expuestas al agua. La zona 0 es aquella en la que está situada la bañera o la ducha, en la que no se deben colocar luminarias o estas deben de tener un grado máximo de IP68. La número 1 es el área sobre la bañera o la ducha, hasta una altura de 2,25 metros, donde se recomienda un mínimo de IP65. Para la zona 2, que ocupa las zonas cercanas a la bañera (paredes, techo y espejo), se requiere una protección mínima de IP44. Por último, tenemos la zona 3 que es todo el espacio que queda fuera de las áreas mencionadas anteriormente, que no necesita una protección específica.

Protección IP en el baño

Temperatura del color

La temperatura del color indica si la luz tiene una tonalidad más amarilla (cálida) o azulada (fría). En los cuartos de baño se suele utilizar una tonalidad de luz cercana a la luz natural, incluso algo más fría, mientras que la luz cálida se reserva para otras zonas de la casa en las que nos interese crear un ambiente acogedor. La temperatura del color se mide en grados Kelvin y la luz neutra estaría entre los 4000ºK y los 4200ºK. Una luz cálida se halla entre los 2700ºK y los 4000ºK, mientras que una temperatura de la luz fría es superior a 4200ºK grados.

¡Pincha aquí y verás una gran variedad de plafones para tu baño!

¿Iluminación empotrada o plafón?

Las dos alternativas más populares como iluminación de techo para baños son los plafones y los focos empotrados. Optar por una u otra es una cuestión de gusto, por sencillez de instalación o porque no tienes opción de empotrar (porque no hay falso techo, o porque habiéndolo, no hay suficiente hueco). Finalmente debes tener en cuenta el método de instalación dónde quieres colocar la luminaria y, sobre todo, leer atentamente las instrucciones del fabricante si vas a hacerlo tú mismo.

Un plafón (superficie) es algo más sencillo de colocar, ya que se colocan en el techo de forma similar a las lámparas. Normalmente tienen una parte que se fija al techo tornillos y tacos, que luego se cubre con el difusor. Los empotrables no son complicados de instalar, pero requieren que se corte en el techo un hueco a la medida. Una vez hecho el agujero, se conecta y se inserta el foco dentro del mismo. Tanto con los plafones como con los empotrables podrás elegir si los prefieres con LED integrado o con casquillo estándar, para el cual casi siempre encontrarás bombillas LED compatibles.

Plafón LED de baño

Apliques para el baño

Aparte de la luz del techo, en los cuartos de baño es habitual instalar apliques de pared para aumentar la visibilidad en la zona del espejo, pero, para que cumplan bien su función, hay que colocarlos de manera correcta. Es recomendable utilizar dos, uno a cada lado, para evitar las sombras. Respecto a la altura, lo mejor es situarlos al nivel de los ojos, o algo más arriba si el haz de luz es direccional y enfoca hacia abajo.

La variedad de diseños disponibles en apliques para el baño no tiene fin, por lo que no tendrás problema a la hora de encontrar uno que encaje con tu decoración y necesidades. Materiales traslúcidos, cromados, líneas rectas, curvas, formas clásicas, etc. hay apliques para todos los gustos.

¿Buscas un aplique LED para tu baño? Pues entra aquí, ¡que lo encontrás!

Apliques LED para el espejo

Espejos con luz ¡la alternativa más moderna!

Los espejos LED retroiluminados tienen incorporada la iluminación en su interior, para que tengas una visibilidad perfecta. Los LED están colocados de manera que no provoquen sombras ni puedan molestar a la vista, de manera que cuando te mires en ellos tengas una gran intensidad lumínica sin ningún reflejo.

Además de sus características técnicas, los espejos iluminados son piezas normalmente con un diseño moderno y elegante, altamente decorativas. Son perfectos para interiores minimalistas o sencillos, ya que al tener los LED incorporados permiten prescindir de otro tipo de apliques.

¿Te gustan los espejos retroiluminados? Mira aquí, todos los modelos que tenemos en nuestra tienda online.

Espejo LED baño

¡Ilumina tu baño con la mejor tecnología LED!